Enrique Peña Nieto el presidente de México se reunió con el actor Leonardo DiCaprio en Los Pinos para hablar sobre temas ambientales. La invitación fue realizada por el secretario de Medio Ambiente, Rafael Pachiano, después de que el artista le pidiera al mandatario salvar a la vaquita marina. A través de las redes sociales, DiCaprio se sumó a la campaña del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) para exigir medidas urgentes para proteger a los últimos 30 ejemplares de este mamífero.

La petición del intérprete y activista estadounidense llega cuando la situación se ha vuelto “dramática” para la vaquita. La Fundación Leonardo DiCaprio está dedicada a “la salud y bienestar a largo plazo de todos los habitantes de la Tierra”, según su página de Internet. El actor busca apoyar proyectos que protejan de la extinción a la fauna vulnerable y restablezca el equilibrio de ecosistemas. La casi inminente extinción de la vaquita marina ha conseguido que DiCaprio ponga su mirada en México y Peña Nieto parece estar abierto al diálogo.

El plan de emergencia para rescatar al cetáceo más pequeño del mundo de la desaparición es una serie de pasos que contempla tanto el cautiverio como la obtención de material genético para su crioconservación. Es un salto al vacío en cuatro fases con resultados inciertos y pocas alternativas. Hasta el momento se desconoce si la agenda de DiCaprio con Peña Nieto girará en torno solamente de la vaquita marina o abordará otros temas que afligen al país.

 

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

En esta página apreciamos la libre expresión, sin embargo, nos reservamos el derecho de eliminar comentarios que contengan: ataques personales, lenguaje obsceno, amenazas, muestras de violencia, y spam. Las opiniones vertidas aquí son responsabilidad de los usuarios y no reflejan la política editorial, ni la opinión personal de ningún agente de comunicación.